La importancia de la ética profesional del esteticador en la relación con el cliente

0
330
DOI: ESTE ARTIGO AINDA NÃO POSSUI DOI SOLICITAR AGORA!
PDF

ARTÍCULO DE REVISIÓN

GOES, Patrícia de Campos [1], BARRETO, Larissa Cerqueira Cardoso [2]

GOES, Patrícia de Campos. BARRETO, Larissa Cerqueira Cardoso. La importancia de la ética profesional del esteticante en la relación con el cliente. Revista Científica Multidisciplinar Núcleo do Conhecimento. año 04, Ed. 07, Vol. 13, págs. 153-172. Julio de 2019. ISSN: 2448-0959

RESUMEN

El presente trabajo pretende demostrar la importancia de la ética profesional del esteticiano en la relación con el cliente. Para demostrar la importancia de actuar éticamente, discutimos los conceptos de ética y moral, sobre la excelencia de la conducta ética en los principales contextos que guían el lugar de trabajo del tecnólogo en estética y cosmética, y cuán importante es la existencia Del Código de ética de esta categoría profesional, ya que es un documento que especifica, además de los derechos y deberes, que se ve éticamente al ejercicio de la profesión y posibles castigos en caso de desobediencia a lo que se determina en ella. La metodología utilizada se dividió en dos fases, la primera es una investigación bibliográfica, donde las obras científicas y literarias solidificaron la base teórica, y la segunda, una encuesta cuantitativa mediante un cuestionario aplicado a los estudiantes de Curso de Estética y Cosmética en la Universidad de Tiradentes, trabajando en la zona. Las respuestas obtenidas en el cuestionario indicaron que, aunque la mayoría admite la importancia del código de ética, algunos entrevistados, por elección, todavía tienen actitudes poco éticas. Por otro lado, la mayoría de ellos han sido testigos de actos practicados por profesionales que no se ajustan a la ética.

Palabras clave: ética, ética profesional, ética en la estética.

1. INTRODUCCIÓN

Durante el curso académico del estudiante de estética, se presentan varias disciplinas teóricas y prácticas con el fin de que esté intelectual y técnicamente capacitado para ejercer con la propiedad y la seguridad de la profesión. Sin embargo, una buena necesidad profesional, además del conocimiento sobre los innumerables procedimientos que la profesión les permite llevara a cabo, poseer conciencia y reflexión sobre los valores éticos tanto en contacto directo con el cliente, como en Entorno de trabajo, bioseguridad, contexto comercial y secreto profesional (BATAGLIA y BORTOLANZA, 2012).

En Brasil, el Ministerio de Educación – MEC, sugirió formalmente, en 1992, la inclusión de la disciplina de la ética en los planes de estudio de algunos cursos de pregrado, destacando la pertinencia del desarrollo de una postura ética en los futuros profesionales de Diferentes áreas de conocimiento (ARRUDA, RAMOS, 2003, Apud, OLIVEIRA et al. 2010).

La ética es indispensable para el profesional, ya que “hacerlo”, que se refiere a la competencia para el ejercicio de la profesión y “la acción”, que se refiere a la conducta profesional, están interconectados. Porque se basa en una filosofía de valores compatibles con la naturaleza y el fin de todo ser humano, la “acción” de la persona humana está condicionada a las suposiciones básicas “lo que es” el hombre y “para el que vive”. Por lo tanto, la formación técnica o científica debe estar en comunión con los principios éticos esenciales (MOTTA, 1984).

Todo ser ético piensa antes de actuar, y actúa sabiendo que tendrá que tomar los resultados (CHAUI, 2000). Así, el profesional estético es responsable de las consecuencias de las actitudes que puedan llegar a confrontar los valores impuestos por la sociedad o a dañar al cliente. La ética está intrínsecamente ligada a la noción de autonomía individual (MAY apud SOUZA, ARA-JO, 2015). Actuando éticamente, el profesional intelectualmente calificado puede proporcionar al cliente seguridad técnica y emocional en la ejecución de los procedimientos.

Para responder al problema de esta obra actual, a saber, la razón por la que la ética profesional del esteticista es importante en la relación con el cliente, tenemos como hipótesis la necesidad del esteticista de poseer, además del conocimiento Técnica e intelectual, ética en el ejercicio de la profesión con el fin de llevar a cabo con profesionalismo sus actividades, cuya relevancia son los diversos casos de procedimientos que, por falta de respeto a las conductas éticas, ha provocado daños materiales y físicos Cliente. Esta investigación tiene como objetivo general, identificar con los estudiantes del curso estético actuando en la zona, la percepción de la ética en el ejercicio de la profesión. Para servirlo, es necesario describir los conceptos de ética y moral, demostrar la ética en la conducta profesional, anamnesis e información al cliente, en la bioseguridad, en el contexto comercial, en el secreto profesional y en el código de ética, así como en el código de la ética, así como Analizar las respuestas obtenidas por la población seleccionada.

2. FUNDAMENTACIÓN TEÓRICA

Este capítulo se centra en mostrar el marco teórico que sostiene el objetivo del estudio. La definición conceptual de la ética, su relación con la moral, sus aplicaciones en el contexto de la estética, así como la importancia de la creación de un código de ética para los beauticistas serán llevados a la baila.

2.1 ETHICS X MORAL

Los términos éticos y morales se utilizan a menudo como sinónimos que causan confusión y dificultan la comunicación y la elaboración del pensamiento de aquellos que necesitan usarlos (PEDRO, 2014). A pesar de la confusión, los términos son muy diferentes. La ética, que deriva del espíritu griego, significa el carácter del individuo en la sociedad, y la moral, que deriva de la moral latina, significa costumbre o conjunto de reglas adquiridas a lo largo del tiempo (BARROS, 2010).

Mientras que la ética se fusiona en tres requisitos previos: percepción de los conflictos (conciencia); La autonomía (condición de posicionamiento de forma activa y autónoma entra en la razón y la emoción); y la coherencia, la moral presupone tres características: sus valores no son cuestionados; Sus valores son impuestos; y la desobediencia a las reglas presupone el castigo (COHEN, SEGRE, 1995). En resumen, la ética son las buenas acciones libre y espontáneamente de la persona, y la moral es un conjunto obligatorio de normas que rigen la conducta humana (RICOEUR, 1990).

2.2 ETICA EN CONDUCTA PROFESIONAL

Un buen profesional debe, además de tener conocimientos técnicos y jurídicos sobre los procedimientos que se pueden realizar y estar estrictamente cumpliendo con el cuidado de la bioseguridad, vestirse adecuadamente, evitando disfraces incompatibles con la Ambiente de trabajo y poseer un comportamiento educado y suave con el cliente y otras personas que, de forma continua o esporádica, asisten al sitio.

En cuanto a la acogida y el trato del cliente, es de suma importancia que el celo y el respeto estén presentes en todas las actitudes. La Assocemsp (Asociación de Profesionales de Cosmetología estética y maquillaje del estado de Sao Paulo), en su código de ética, enumera en las secciones I a III del arte. 7 O III, que se refiere al respeto del cliente, deberes y obligaciones que el esteticista debe poseer en relación con el cliente con respecto al comportamiento habitual en el manejo diario del cuidado, dada la diversidad de la clientela, ya que, identidad, religión, Las convicciones políticas y filosóficas no son factores que deben influir en la atención.

Arte. 7 o – El Esteticiano en relación con los clientes tiene los siguientes deberes y obligaciones:

I – Respetar la individualidad, la dignidad y los derechos fundamentales de la persona humana;

II – Saber escuchar a su cliente y mostrar empatía;

III – Respetar las convicciones religiosas, políticas y filosóficas del cliente.

2.3 ETICA EN ANAMNESIS Y INFORMACION DEL CLIENTE

Es en la realización del registro de anamnesis que el profesional tiene el primer contacto con los datos de información y deseos del cliente. Es cuando, en forma de entrevista, que debe hacerse sin prisas, el profesional recoge la información necesaria que, analizada, determinará el mejor procedimiento a realizar (SWARTZ, 2015; D’EP-SE, 1879; BICKLEY, 2015). Uno de los factores que más influyen en el alcance de la anamnesis adecuada es el tiempo que se dedica a ella. Si el profesional acelera la entrevista, puede haber defectos relevantes que puedan comprometer el objetivo a alcanzar (BALDUINO, 2012).

La Federación Brasileña de Profesionales Beautician (FEBRAPE, 2003), informa en la sección V del artículo 3 del Código de ética de los beauticistas, que es su deber, hacer anamnesis estética previa del cliente, para someterse a su procedimiento.

Arte. 3-Los deberes del estético:

[…]

V – Hacer anamnesis estética previa del cliente, que se somete a su procedimiento.

ASSOCEMSP (Asociación de Profesionales de Cosmetología Estética y Maquillaje del Estado de Sao Paulo), en la sección IV del artículo 7 de su Código de ética, informa que el esteticista debe informar al cliente de su estado a los procedimientos que se le aplicarán.

Arte. 7 o – El Esteticiano en relación con los clientes tiene los siguientes deberes y obligaciones:

[…]

IV – Informar al cliente con antelación, su estado, los procedimientos y técnicas a aplicar, de acuerdo con las posibilidades y límites profesionales del esteticante.

Una vez definido el procedimiento, su proceso, riesgos, cuidado y resultados esperados deben ser claramente puntuados al cliente y sus posibles dudas, remediadas. De esta manera, la relación entre ellos tomará bases sólidas de confianza.

2.4 LA ÉTICA EN LA BIOSEGURIDAD

Cuando hablamos de estética, se abre una amplia gama, y en ella tenemos varias actividades, donde en algunas se utilizan sólo cosméticos, otros, productos químicos, y también perforar objetos y equipos.

Teniendo en cuenta que un gran número de profesionales que trabajan en estética no recibieron formación, se deduce que la bioseguridad es un tema poco conocido, favoreciendo así la transmisión silenciosa de microorganismos debido al medio ambiente desprotegido ( JOHNSON et al., 2001; WAZIR et al.,2008).

En el contexto de la estética, la bioseguridad tiene como objetivo controlar y minimizar los riesgos químicos y biológicos. Con este fin, destacamos la importancia del uso de equipos de protección personal (EPP), la higiene de las manos, la eliminación de materiales de perforación afilada, la cobertura de vacunación y el procesamiento de los dispositivos utilizados en la práctica (NEVES et al., 2007). La bioseguridad también abarca la atención que incluye equipos de protección colectiva (EPC), desinfección y esterilización de todos los instrumentos no desechables, ya sea perforación o no (TONETA, AGOSTINI, 2017), además de cumplir con las normas Definido por la Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria (ANVISA), en relación con el almacenamiento, el control de productos y el mantenimiento de equipos.

2.5 LA ÉTICA EN EL CONTEXTO COMERCIAL

Con la globalización y la competitividad del mercado, y con el objetivo de la satisfacción del cliente, así como de los empleados, proveedores y la sociedad en general, la búsqueda de profesionales que cumplan con los principios éticos ha aumentado (BASTOS; Yamamoto RODRIGUES, 2015). Así, el profesional, con el fin de preservar su integridad individual y de clase, debe impugnar cualquier consentimiento o participación en obras y negocios dudosos (DOTTO, 2002).

Es evidente que la práctica de la actividad tiene como objetivo, además del reconocimiento, el beneficio. Sin embargo, esto debe lograrse debido a la competencia leal, y no al uso de artificios que denigrarían la imagen y la competencia de los colegas de la profesión. Los artículos III y VI del artículo 4 del Código Estético de los esteticistas, informan la prohibición de la práctica de actos injustos con colegas de la profesión, así como la práctica de cualquier tipo de bochorno para el colega de la profesión que se enfoca en su trabajo, cargo o función . Como ejemplo de acto injusto, podemos citar la difamación del trabajo de los demás y el uso de la idea de otro, con el fin de obtener beneficios y una posición más alta en el entorno laboral (FEBRAPE, 2003).

Arte. 4 de las prohibiciones a los esteticistas:

[…]

III actos practicantes de deslealtad con colegas de profesión;

[…]

VI-se considera una falta de ética de la moral profesional, causando cualquier tipo de verguenza a otro esteticista, con el objetivo, por tanto, de lograr su empleo, posición o función.

Cabe destacar que una buena empresa, además de presentar un beneficio, debe ofrecer un entorno moralmente gratificante, permitiendo a las personas desarrollar sus conocimientos especializados (ARRUDA, WHITAKER y RAMOS, 2003).

2.6 ETICA EN SECRETO PROFESIONAL

En el diccionario Aurélio (FERREIRA, 2006), “Secrecy” se registra como sinónimo de secreto. El “secreto profesional” se conoce como el “deber ético que impide la evolución de los asuntos confidenciales vinculados a la profesión”.

Cuando se centra en la necesidad y el derecho del ciudadano a la intimidad, el secreto profesional se ha vuelto más riguroso, entendiéndose como confidencialidad, transformándose en un derecho, es decir, el derecho de una parte genera el deber El otro. Así, siendo la confidencialidad un derecho del cliente, el profesional se genera una obligación específica (LOCH, 2003; GRACIA, 1998).

Para que el tratamiento sea eficaz y se logre el mejor objetivo, el profesional necesita que el cliente le proporcione cierta información (KOTTOW apud PERES et al., 2008). Esta información no debe hacerse pública, ya que “toda la información compartida debe ser respetada y utilizada únicamente para el propósito en el que fue revelada” (STYFFE, 1997, p. 21-8). La confidencialidad se debe a todos los que, por su actividad profesional, tienen acceso a los datos personales del cliente (GRACIA apud D’espindula, 2017). El deber de mantener el secreto no sólo es ético, sino legal. La Constitución brasileña de 1988, en el título relativo a los Principios Fundamentales, garantiza:

Arte. 5 o Todos son iguales ante la ley, sin distinción de ningún tipo, garantizando a los brasileños y extranjeros residentes en el país la inviolabilidad del derecho a la vida, la libertad, la igualdad, la seguridad y la propiedad, en los siguientes términos:

[…]

X – La intimidad, la vida privada, el honor y la imagen de las personas son inviolables, garantizando el derecho a la indemnización, por los daños materiales o morales derivados de su violación;

Con el fin de proteger el carácter de confianza en las relaciones profesionales, la confidencialidad de la información está garantizada por el Código Penal Brasileño (LEY DE DECREE No 2.848 de 07 de diciembre de 1940), que describe en su artículo 154, el delito de violación del secreto profesional:

Arte. 154 – Revelando a alguien, sin causa justa, secreto, del cual tiene ciencia por motivos de función, Ministerio, oficio o profesión, y cuya revelación puede producir daño a los demás:

Pena – detención, de tres meses a un año, o multa.

2.7 CÓDIGO DE ÉTICA

El objetivo principal de un código de ética está sintetizado por cuatro elementos: competencia, secreto, integridad y objetividad. La competencia se refiere al nivel de preparación técnico-profesional y cumplimiento de las normas y preceptos legales, así como a la capacidad de preparar informes claros y completos. La confidencialidad muestra el grado de reserva que el profesional tiene con la información que le confían los clientes. La integridad demuestra la conducta de los profesionales frente a su clase, clientes y competidores, y puede ser desmembrado en factores que van desde su comportamiento social hasta sus actitudes individuales. La objetividad demuestra el grado de claridad que tienen los profesionales al tratar y transmitir información a los clientes, así como la divulgación de datos relevantes que pueden influir en las decisiones de su parte (LISBOA, 1997).

Aunque algunos elementos de ética profesional son aplicables a cualquier profesión porque son universales, como la honestidad, la competencia y la responsabilidad, cada profesión debe tener su propio código de ética, contemplando derechos, obligaciones, Actividades, responsabilidades, prohibiciones e impedimentos, en vista de su área de especialización, ya que además de potenciar la profesión, da apoyo al cliente en posibles dudas. Para que las normas se apliquen a los profesionales de la estética, la Federación Brasileña de Profesionales Beautician (FEBRAPE) fue fundada el 08 de julio de 2003, que, además de tratar de unificar las asociaciones de esteticistas, tiene sobre el reglamento De estos profesionales y los representa ante gobiernos, instituciones y entidades (SOUZA, ARAUJO, 2015).

3. METODOLOGÍA

Se realizaron dos etapas para el desarrollo del presente estudio. Inicialmente, a través de consultas en literaturas científicas relacionadas con el tema, utilizando la combinación de palabras clave: profesional, ética, moral, ética profesional, código de ética, esteticista, estética, bioseguridad, confidencialidad Profesional, cliente, comportamiento profesional, en la Constitución Federal, Código Penal, ANVISA, ASSOCEMSP, FEBRAPE y MEC, se llevó a cabo una revisión bibliográfica. Los artículos seleccionados se publicaron entre 2001 y 2017.

Luego, se llevó a cabo una encuesta cuantitativa, cuyo instrumento de recogida era un cuestionario que consistía en cuatro preguntas cerradas, aplicada a 50 estudiantes del curso estético y cosmético de la Universidad de Tiradentes, que trabajaban en la zona, que respondieron en Dependencias de la universidad entre octubre y noviembre de 2018.

Los datos obtenidos fueron tabulados en el programa Microsoft Excel 2016 y compuestos por los resultados. Teniendo en cuenta el hecho de que los voluntarios ya trabajan en el ámbito de la estética, y con el fin de obtener respuestas reales, se garantizó el anonimato y la confidencialidad de toda la información. Por lo tanto, no había riesgo de verguenza o malestar en la respuesta al cuestionario, ni de comprometerlos profesionalmente. Cabe destacar que la identidad de los voluntarios no es relevante en el objetivo de este estudio.

4. RESULTADOS Y DISCUSSIONS

Para conocer la percepción de la práctica de la ética, así como lo importante que entienden la existencia de un código de ética, 50 estudiantes del curso estético y cosmético de la Universidad Tiradentes, trabajando en la zona, respondieron a un cuestionario compuesto de Cuatro preguntas directas se centraron en el tema de esta investigación. Como resultado, obtuvimos:

Figura I-Inducción del cliente para llevar a cabo un procedimiento inadecuado

Fuente: El autor (2018).

En vista de la cuestión de inducir un procedimiento inapropiado al problema presentado por el cliente, el 88% de la población cuestionada afirmó que no induciría al cliente a un tratamiento insatisfactorio, mientras que el 12% afirmó que induciría.

Actuar con ética en la información al cliente consiste en discernimiento para encontrar el criterio de fair Choice (SOUZA, ARA-JO, 2015). Los resultados obtenidos indican que la mayoría de los profesionales estéticos ofrecen al cliente el procedimiento que proporciona un mejor efecto a sus necesidades.

Figura II actos poco éticos entre los profesionales de la estética

Fuente: El autor (2018)

Preguntados si ya habían sido testigos de un acto poco ético entre los colegas de su profesión, el 80% dijo que sí, mientras que el 20% no fue testigo de tal situación. Descuidar el trabajo de los demás o causar cualquier tipo de bochorno a un colega en profesión, con el fin de lograr su empleo, posición o función, consiste en una Ley injusta y poco ética (FEBRAPE, 2003, art. 4 o VI). A pesar de la existencia de normas que rigen la profesión, se observó que la mayoría de los profesionales no las ponen en práctica como deberían, causando así una postura poco ética (SOUZA, ARA-JO, 2015).

Figura III – Divulgación de información confidencial

Fuente: El autor (2018)

Cuestionados sobre la divulgación de información confidencial, el 94% de los académicos que trabajan en el área dijeron que habían escuchado información de profesionales sobre sus clientes, mientras que el 6% negaron haber escuchado información de esta especie.

La confidencialidad presupone que la persona, al compartir información, debe ser respetada y utilizada únicamente para el fin para el que fue revelada (STYFFE, 1997). Se observó que una gran mayoría de profesionales tienen una actitud poco ética para no mantener la confidencialidad de la información que reciben en la confidencialidad del cliente.

Figura IV – Importancia de la existencia de un código de ética para la profesión de Esteticós

Fuente: El autor (2018)

De la población entrevistada, el 92% creía importante la existencia de un código de ética en la profesión de tecnólogo en estética, mientras que el 8% no consideraba su importancia. Según este resultado, se observa que una gran mayoría de los profesionales están preocupados por trabajar de acuerdo con el documento que recopila los valores que la cultura de una sociedad determinada considera necesarios para que sus miembros interactúen (MAY Apud SOUZA, ARA-JO, 2015, p. 11).

5. CONSIDERACIONES FINALES

Los resultados obtenidos demuestran claramente que, la gran mayoría de los futuros profesionales del área estética de la Universidad de Tiradentes, ya activos en el área, tienen la ciencia de la importancia de la existencia del Código de ética, y desarrollan sus actividades de Según lo que preceita. Desafortunadamente, 06 de los entrevistados inducirían a sus clientes a realizar procedimientos sin reticencias, y 04 cree que el código de ética es prescindible.

Como estos datos provenían de preguntas dirigidas a las propias actitudes morales y educativas del estudiante, se percibe que, por mucho que la universidad de Tiradentes transmita y debata a lo largo del curso sobre las formas correctas de actuar, formas que se conocen Cualquier ser humano, algunos todavía optan por ser poco éticos. Por otro lado, cuando se les cuestionó sobre las actitudes de terceros, los resultados fueron desastrosos. Es necesario luchar contra los actos poco éticos entre los colegas de profesión encaminados a obtener beneficios y faltar al respeto al secreto profesional.

Se logró el objetivo de esta investigación, ya que se identificó con los estudiantes del curso estético y cosmético de la universidad Tiradentes trabajando en la zona, la percepción de la ética en el ejercicio de la profesión. Lo que se espera es que, con la inserción de tecnólogos en la estética cada vez más cualificados y especializados en el mercado laboral, se produzca un crecimiento gradual de la conciencia moral de quienes prestan su servicio de una manera poco ética, ya sea en la Anamnesis, en Bioseguridad, en el contexto comercial, secreto profesional y conducta profesional, así como la búsqueda de conocimientos para que la profesión sea cada vez más respetada.

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

ARRUDA, M. C. C. de; WHITAKER, M. C.; RAMOS, J. M. R. Fundamentos de ética empresarial e econômica. 3. ed. São Paulo: Atlas, 2003.

ARRUDA, M. C. C. de; WHITAKER, M. C.; RAMOS, J. M. R, 2003. ANVISA. Agência Nacional de Vigilância Sanitária, São Paulo, Lista de medicamentos sujeitos a notificação simplificada. Disponível em: http://www.anvisa.gov.br/servicosaude/manuais/manual_seg_hosp.htm Acesso em 21 de agosto de 2018.

ASSOCEMSP. Associação dos profissionais de cosmetologia, estética e maquilagem do Estado de São Paulo, Código de Ética dos Profissionais de Estética, São Paulo, Disponível em: http://www.sindestetica.org.br/wp-content/uploads/2018/01/C%C3%93DIGO-DE-ETICA-DA-PROFISS%C3%83O.pdf Acesso em 21 de agosto de 2018.

BALDUINO, P. M.; PALIS, F. P.; PARANAÍBA, V. F.; ALMEIDA, H. O.; TRINDADE, E. M. V. A perspectiva do paciente no roteiro de anamnese: o olhar do estudante. Rev. Bras. Educ. Med. 2012;36(3):335-342. Disponível em: http://www.scielo.br/pdf/rbem/v36n3/07.pdf . Acesso em 28 de julho 2018.

BARROS, M. F. R. A ética no exercício da profissão contábil. 2010. Monografia (Bacharelado em Ciências Contábeis) – Instituto de Ciências Econômicas e Gerenciais, Pontifícia Universidade Católica de Minas Gerais, Belo horizonte, 2010. Disponível em: http://sinescontabil.com.br/monografias/trab_profissionais/rosiane.pdf Acesso em 22/10/2018.

BASTOS, A. V. B.; YAMAMOTO, O. H.; RODRIGUES, A. C. A. Compromisso social e ético: desafios para a atuação em psicologia organizacional e do trabalho. Borges & Mourão (orgs.). 2015. Disponível em: http://www.larpsi.com.br/media/mconnect_uploadfiles/c/a/cap_01ccc.pdf . Acesso em 21 de agosto de 2018.

BATAGLIA, P. U. R.; BORTOLANZA, M. R. Formação profissional e conceitos de moral e ética em estudantes de psicologia. Revista Psicologia: teoria e prática, São Paulo, v. 14, n. 2, p. 126-140, 2012. Disponível em: http://pepsic.bvsalud.org/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1516-36872012000200011 . Acesso em: 01 de agosto de 2018.

BICKLEY, L. S. B. Propedêutica Médica / Lynn S. Bickley; Peter G. Szilagyi; tradução Maria de Fátima Azevedo. – 11. ed. – Rio de Janeiro: Guanabara Koogan, 2015, p.85. Disponível em: file:///C:/Users/trici/Downloads/Bates,%20Proped%C3%AAutica%20M%C3%A9dica%20(Bickley)%2011.%20ed.%20-%20www.meulivro.mobi.pdf

BRASIL. Constituição Federal. Brasília: Senado Federal, 1988.

BRASIL. Código Penal. Decreto-lei n. 2.848, de 7 de dezembro de 1940. In Vade mecum penal e processual penal. 3ª ed. Niterói, RJ: Impetus, 2012.

CHAUI, M. Convite à Filosofia. Ed. Ática, São Paulo, 2000, p.89. Disponível em: http://home.ufam.edu.br/andersonlfc/Economia_Etica/Convite%20%20Filosofia%20-%20Marilena%20Chaui.pdf

COHEN C.; SEGRE M. Definição de valores, moral, eticidade e ética. In: Segre M, Cohen C, organizadores. Bioética. São Paulo: EDUSP; 1995. p.13-22

D’EPHÈSE R. De L’intérrogatoire Des Malades. In: Oeuvres De Rufus D’ephè se. Paris: Imprimerie Nationale,1879:196–218.

D’ESPINDULA, T. C. A. S. Privilégio terapêutico e os códigos de ética médica brasileiros: uma reflexão bioética. 2017, p.9. Dissertação (Pós-Graduação em Bioética) – Escola de Ciências da Pontifícia Universidade Católica do Paraná. Disponível em: http://www.biblioteca.pucpr.br/pergamum/biblioteca/img.php?arquivo=/000061/0000615e.pdf

DOTTO, M. L. G. Comportamento Ético do Profissional de Contabilidade: Pesquisa no setor hoteleiro de Cascavel – PR. 2002. 152f. Dissertação (Mestrado Engenharia de Produção) – Universidade Federal de Santa Catarina, Florianópolis. Disponível em: https://repositorio.ufsc.br/xmlui/bitstream/handle/123456789/82763/189498.pdf?sequence=1&isAllowed=y

FEBRAPE. Federação Brasileira dos Profissionais Esteticistas, 2003. Disponível em: http://febrapeestetica.blogspot.com/p/codigo-de-etica-profissional-do.html Acesso em 21 de agosto de 2018.

FERREIRA, A.B.H. Novo dicionário Aurelio, versão 5.0; 2006.

GRACIA, D. Fundamentos de bioética. Madrid: Editorial Triacastela, 2007.

GRACIA, D. La confidencialidad de los datos genéticos. In: Gracia D. Ética y vida: ética de los confines de la vida. Santa Fé de Bogotá: Buho; 1998. p. 137-50.

JOHNSON, I. L.; DWYER, J. J. M.; RUSEN, I. D.; SHAHIN, R.; YAFFE, B. Survey of Infection Control Procedures at manicure and Pedicure Establishments in North York. Rev Canad de Saint Pub, v. 92, n. 2, p. 134-137, 2001.

KOTTOW, M. H. Stringent and predictable medical confidenciality. In: Gillon R. Principles of health care ethics. Chichester: John Wiley and Sons; 1994. p. 471-8

LISBOA, 1997, apud, DANTAS, B. E. ÉTICA NA CONTABILIDADE: proposta de adoção de princípios de conduta em empresa pública de administração indireta. Belo Horizonte, 2013. Disponível em: http://www.sinescontabil.com.br/monografias/trab_profissionais/etica-nacontabilidade-proposta-adocao.pdf . Acesso em 29 de julho de 2018.

LOCH, J. A. Confidencialidade: natureza, características e limitações no contexto da relação clínica. Rev. Bioética. 2003;11(1):51-64.

MAIO, M. Tratado de medicina estética, 2.ed. São Paulo: Roca, 2011.

MEC. Introdução aos parâmetros curriculares nacionais. Brasília: MEC/SEF, 1998.

MOTTA, N. S. Ética e vida profissional. Rio de Janeiro: Âmbito Cultural, 1984, p.69.

NEVES, T. P.; PORTO, M. F. S.; MARINHO, C. L. C.; BRAGA, A. M. C. B. O conceito de biossegurança à luz da ciência pós-normal: avanços e perspectivas para a saúde coletiva. Saúde Soc., São Paulo, v. 16, n. 3, p. 158-168, 2007.

OLIVEIRA, M. C. S. M. de et al. A importância e o conhecimento sobre ética: o olhar de discentes do curso de Ciências Contábeis. Belo Horizonte, 2010, p.1. Disponível em: https://anaiscbc.emnuvens.com.br/anais/article/download/837/837

PEDRO, A. P. Ética, moral, axiologia e valores: confusões e ambiguidades em torno de um conceito comum. Kriterion: Revista de Filosofia, Belo Horizonte, v. 55, n. 130, p. 483-498, dez. 2014. Disponível em: http://www.scielo.br/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0100-512X2014000200002 Acesso em 22/10/2018.

PERES, S. H. C. S. Sigilo profissional e valores éticos. Revista RFO, v.13, n.1, p.7-13, janeiro/abril 2008. Disponível em: http://seer.upf.br/index.php/rfo/article/view/583 . Acesso em 28 de julho de 2018.

RICOEUR, P. Éthique et Morale. Revista Portuguesa de Filosofia, tomo XLVI, fasc. 1, Janeiro-Março 1990, pp. 5-17 [Publicado também em Lectures 1, Autour du politique. Paris: Seuil, 1991, pp.258-270]. Disponível em: http://www.scielo.mec.pt/scielo.php?script=sci_nlinks&ref=000108&pid=S0807-8967201200020002700004&lng=pt

SOUZA, L. R. M; ARAÚJO, F. Q. Ética profissional no contexto da estética e beleza. 2015. p.19. Curso de tecnologia em estética e imagem pessoal. Universidade Tuiuti do Paraná, Curitiba, 2015.

STYFFE, E. J. Privacy, confidenciality, and security in clinical information systems: dilemmas and opportunities for the nurse executive. Nurs Admin Q. 1997; 21: 21-8.

SWARTZ, M. H. Tratado de semiologia médica: História e exame clínico, 7 ed. Elsevier, 2015. Cap.1: As Questões da anamnese, p.5-6.

TONETA, P.; AGOSTINI, V. W. A preocupação com a biossegurança em clínicas de estética e salões de beleza. Anuário de Pesquisa e Extensão da Unoesc Videira, v.2, p. 1-14, 2017.

WAZIR, M. S.; MEHMOOD, S.; AHMED, A.; JADOON, H. R. Awareness among barbers about health hazards associates with their profession. J Ayub Med Coll Abbottabad, v. 20, n. 2, p. 35-8, 2008.

Apéndice

PREGUNTA APLICADA

Cuestionario

Universidad de Tiradentes

Se le invita a responder a este cuestionario, que consta de cuatro preguntas objetivas, que formarán parte de la recopilación de datos de la investigación cuyo título es “La importancia de la ética profesional del esteticista en la relación con el cliente”, bajo la responsabilidad de Académica del curso de estética y cosmética de la Universidad de Tiradentes, Patrícia de Campos Goes.

No tendrás que identificarte.

Preguntas:

  1. ¿Induciría al cliente a realizar un procedimiento, aunque no sea ideal para la situación que presenta?

() SI () NO

  1. ¿Alguna vez ha sido testigo de un acto poco ético (causando verguenza a un colega en la profesión) con el fin de obtener ganancias y / o posición en el lugar de trabajo?

() SI () NO

  1. ¿Ha oído hablar de otro profesional, cualquier información del cliente que deba ser confidencial?

() SI () NO

  1. ¿Considera importante la existencia de un código de ética en la profesión de tecnólogo en estética?

() SI () NO

[1] Graduado en Economía (1994); Licenciado en Derecho (2008); Estudiante de grado en estética y cosmética.

[2] Licenciado en Fisioterapia por Faculdade Estácio de Sergipe (2012). Postgrado en Fisioterapia Dermatofuncional por la Universidad estácio de Sá-RJ. Especialista en Fisioterapia Dermatofuncional por la Asociación Brasileña de Fisioterapia Dermatofuncional/Consejo Federal de Fisioterapia y Terapia Ocupacional (ABRAFIDEF/COFFITO). Pilates Entrenamiento por calificación. Formación en Terapia Bioortomolecular por el Instituto Isa Prudome. Ministro de varios cursos en el área de Dermatofuncional fisioterapia/estética/belleza.

Enviado: Mayo de 2019.

Aprobado: Julio de 2019.

DEIXE UMA RESPOSTA

Please enter your comment!
Please enter your name here